Min-woo Kim durante otro comienzo decepcionante
La Esquina de Yirsandy

La Esquina de Yirsandy: Promesa Interminable de Min-woo Kim

En su segunda apertura de esta temporada en KBO, el lanzador derecho abridor Min-woo Kim parecía aquella promesa seleccionada por Hanwha Eagles en la primera ronda del Draft de 2015.

Kim, de 24 años, exterminó a Lotte Giants con 98 pitcheos en siete sólidos innings. Permitió apenas dos hits y una carrera limpia, mientras ponchaba a seis oponentes para acumular un Game Score de 72 puntos. Pero, ¿sabes qué resultaba aún más sorprendente en aquella apertura de Kim el pasado 17 de mayo? ¡Estaba lanzando para 1.96 ERA, después de recorrer sus primeros 18 ⅓ innings!

Obviamente, tal vez pienses que no deberíamos definir ese inicio de Kim como una hazaña considerable. Pero, tratándose de un lanzador que inició esta temporada de 2020 exhibiendo 6.86 ERA en su carrera de cinco temporadas en KBO, parecía un inicio esperanzador. Y eso sonaba como una buena noticia para Hanwha Eagles, al menos mientras el equipo luchaba con una pobre línea de .240/.301/.340 en sus primeros 27 juegos y sólo 3.4 carreras anotadas por juego.

Después de inconsistentes acumulados de ERA entre 2015 y 2019 —5.14, 15.83, 17.18, 6.52, 6.75—, parecía como si Min-woo Kim hubiese encontrado un efecto dominante en su nueva mezcla de pitcheos. De hecho, Kim retocó su repertorio dándole más protagonismo a su splitter junto a la bola rápida y la curveball en lugar de lanzar sinker. Sin embargo, después de quedarse a un out de completar una salida de calidad contra NC Dinos el 23 de mayo pasado, Kim volvió a ser castigado por sus oponentes.

De ahí en adelante, Kim lanzó para 11.25 ERA en sus últimas tres aperturas de la temporada, permitiendo 15 carreras limpias —además de seis jonrones— en sus últimos 12 innings. A raíz de esa baja repentina, Won Ho Choi, el manager de Hanwha Eagles, no demoró en realizar movimientos y bajó a Kim de la rotación de pitcheo.

Sabemos que, básicamente, Min-woo Kim nunca ha sido un lanzador dominante en KBO. Pero tampoco tiene un brazo poderoso y la capacidad de ser ponchador. De hecho, Kim tenía una tasa de 15.0 K% antes de esta temporada de 2020, y el año pasado permitió .325 BABIP frente a 316 oponentes. Sin embargo, incluso luego de ver cómo la mezcla de Kim se desvaneció después de sus primeros 270 pitcheos —en dos apertura y un juego relevado esta temporada—, había interesantes tendencias para ver. ¿La principal? El nuevo enfoque de Kim, combinando más bolas rápidas y splitters con un eficiente curveball, que le ayudó para ponchar más de lo común.

De arrojar una tasa de 14.6 K% en 2019, Kim ponchó al 22.8% de sus 158 oponentes. Sí, ¡fue un buen destello! Pero además, a pesar de ser bombardeado en sus últimas tres aperturas, Kim también redujo el BABIP de sus oponentes a .255, un resultado razonable con las mejorías de su tasa de strikeouts.

Entonces, ¿cuál fue la principal avería que afectó a Min-woo Kim durante sus últimos 12 innings? A pesar de eso, ¿había patrones interesantes que Kim podría mantener si regresa? Adentrémonos en cada uno de sus ajustes.

La nueva mezcla de ataque de Kim

Básicamente, el gran ajuste de Kim fue que cambió su alta tasa de utilización de la sinker (25.4%), para darle más protagonismo al split, su bola rápida y la curveball. Aquí podemos ilustrar mejor cómo Kim dosificó el manejo de sus pitcheos esta temporada, según datos obtenidos del sitio especializado www.statiz.co.kr:

Fecha y tipo: Tarifa (Cortesía de Statiz)

Luego de mezclar sinker, split, bola rápida, curveball y slider por ese orden, Kim exploró lanzar más su splitter en conjunto con la bola rápida y su curveball.

Con ese giro estratégico más reciente, aunque Kim fue agujereado por la oposición en sus últimas tres aperturas, es justo señalar que probó el dulce sabor de cierto dominio. De hecho, aparte del salto positivo de Kim con su tasa de strikeout, la mayoría de los pitcheos que ajustó parecían letales en un punto. Entonces, ¿cuál fue el principal problema dentro de sus tendencias? ¡Exploremos más!

Fecha y tipo: promedio de bateo (cortesía de Statiz)

Como puedes apreciar, Kim fue más efectivo de lo que aparentemente muestra su desastroso 11.25 ERA registrado en sus últimas tres aperturas. La curveball poco amigable de Kim se convirtió en una excelente arma de exterminio para mezclarla con una bola rápida máxima de 89 mph. También el splitter de Kim fue escurridizo, pero como podemos apreciar en su rendimiento, el comando fue insuficiente en sus últimas cuatro aperturas. Por esa razón, tratándose de su pitcheo principal, Kim fue castigado sin compasión por sus oponentes.

Para detallar cómo el split de Kim estuvo en picada desde finales de mayo e inicios de junio pasado, les preparé esta gráfica:

Juegos y tipo: promedio de bateo (cortesía de Yirsandy)

¡Las oscilaciones fueron reveladoras! Y, como vimos antes, el splitter de Kim no pudo resistir. Perdió la mejor parte del efecto, que no fue su velocidad: La avería estuvo en el comando. Usualmente, Kim intentó atacar la zona de strike, pero terminó recibiendo castigo. Visualicemos a qué nivel los oponentes aplastaron el splitter de Kim:

Contacto% – Splitter (Cortesía de Statiz)

Contact%-Splitter: El contacto contra Kim en la zona de strike se estaba haciendo indetenible. Los oponentes estaban alcanzando su splitter con facilidad. Pero lo más exagerado aquí, es que el nivel del contacto fue de al menos 80% en 11 de las 25 zonas rastreadas por www.statiz.co.kr

Veamos de un golpe el daño que le produjo a Kim cada una de esas tasas de contacto realmente devastadoras:

Porcentaje de slugging contra Splitter (cortesía de Statiz)

Rate-Splitter (SLG): Comenzamos por el punto más caliente, el centro de la zona de strike. Ahí, los oponentes de Kim aplastaron su splitter sin compasión, promediando 1.000 slugging. A decir verdad, donde más sufrió Kim sus fallos de comando fue cuando dejó pitcheos colgando en la parte superior de la zona de strike. Pero, a diferencia de eso, cuando Kim logró aplicar el efecto en su comando y una mejor rotación del splitter, obtuvo mejores resultados.

Sin embargo, donde más Hanwha Eagles necesita a su lanzador diestro Min-woo Kim, es demostrando ser más que una promesa para la organización. Y, para eso, Kim deberá aprender de los errores del pasado y llevar a cabo un plan estratégico aún más efectivo.

Sí, el reto se hace cada vez mayor. Y el tiempo de reivindicación se acaba.

Foto principal cortesía de Desconocido – Noticias Yonhap

Liked it? Take a second to support Words Above Replacement on Patreon!
Share
Yirsandy Rodríguez
Senior Writer and sabermetrics Analyst for BaseballdeCuba. Contributing Writer for MLB.com. Researcher and member of SABR (American Society of Baseball Researchers). Statistical analyst and commentator. Columnist in Play-Off Magazine. Columnist at El Fildeo and contributor at SwingCompleto. Creator of metrics, statistical systems, and evaluative reports to analyze baseball. Twitter lover.
https://insidebaseballdecuba.wordpress.com/

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *